GORDITAS BELLAS


Pues si señoras (o señoritas) así es que son las cosas: gorditas, rellenitas, anchitas, pero y bellas! Como sabemos que pensar en un 90 - 60 - 90 en nuestro país y en nuestro continente resulta ser un absurdo (pues no podemos pretender luchar o ir en contra de nuestra naturaleza) debemos aprender a vernos bellas más allá de la silueta social que se nos impone, permitirnos comer con gusto (eso si, manteniendo una vida saludable en la cual el ejercicio sea primordial), aprender a amarnos tal cual y como somos y sobretodo a aceptar que nuestro cuerpo es una obra divina. Así pues, quiero compartir con ustedes unos truquitos para que no se maten tanto la cabeza pensando que supuestamente "ninguna" ropa les queda bien. Las invito a que acepten el reto de cambiar un poquito sus hábitos de vestir. Les aseguro que con estos tips, lograrán resultados muy interesantes en sus imagen: ¡saldrá a flote, aún más, toda su belleza!

Uno de los mayores errores que cometen las personas anchitas, gorditas o robustas es forrar mucho su cuerpo, en pocas palabras, usar ropa apretadísima. Éste es el primer hábito que debemos cambiar, no solo por estética sino también por salud. La ropa apretada no le queda bien a ¡NADIE! ni a las flacas. Y lo único que hace, aparte de hacerte ver vulgarmente como una morcilla, es trancarte la circulación. Así que primer regla de Oro: 

"Jamás usareis ropa forrada al cuerpo, es decir, apretadísima."


Como verán, del primer banderín se desprenden tres faldas que tienen algo en común: siluetas altas y pretinas anchas. Este tipo de de faldas que llegan casi a la cintura lo que hacen es brindarte mayor control sobre tu abdomen. Debes buscar faldas que te lleguen hasta la rodilla o tres dedos sobre ella. ¡Ni se te ocurra ponerte minifalda! En el caso de la falda peplum es importante buscar una falda que no quede tan ceñida al cuerpo. En cuanto al material, son recomendables las telas finas y lisas. Cuando digo finas no me refiero a su costo $ si no a lo delgadas y cuando digo lisas me refiero a que no tengan texturas que resalten mucho. Así que segunda regla de Oro: 

"Usareis faldas de siluetas altas, ligeras, lisas y hasta la rodilla máximo." 



Del segundo vanderín se desprenden tres pantalones diferentes que también tienen algo en común: son bota recta, en su defecto pueden ser bota campana y también tienen siluetas altas, telas finas y lisas. Los colores oscuros son los mejores amigos de las mujeres o las niñas que tienen piernas rellenitas. Sin embargo, si ustedes son de una personalidad más atrevida y divertida, pueden apostarle a los pantalones de rayas verticales que están súper de moda, como el segundo pantalón que aparece en la imagen (jamás rayas horizontales). Por otro lado, los jeans que tienen decolorado en la cola y muslos, es mejor evitarlos. Éstos resaltaran su voluptuosidad y ¡no es lindo! así que tercera regla de Oro:

"No usareis pantalones bota tubo, skinny jeans, jeans muy decolorados o pantalones blancos, ni pantalones de rayas horizontales."  
...Mucho menos ultrahipermegadescaderados. Se me olvidaba que tampoco le quedan ni al as gorditas ni a las flaquitas... 




El tercer banderín nos muestra tres blusas o camisas y entre ellas lo que hay en común es: el cuello en V o en U. Para hacer la ilusión de que estamos un poco más delgadas, lo ideal es usar camisas o blusas que destapen un poco el cuello, para que así, mostrando un poco más de piel en sentido vertical, se aparente tener un cuello más largo y esto sugiere vernos más delgadas. Algo que no favorece mucho a las mujeres rellenitas son las blusas con drapeados en el cuello (esos que tienen tela sobrante). En cuanto a el atuendo superior entonces la única recomendación es usar estos dos tipos de cuellos. Así que cuarta regla de Oro:

"Jamas usareis camisas o blusas con cuello redondo o drapeado."  



Por último, el banderín café despliega tres hermosos vestidos que tienen en común su silueta envolvente. ¡Este tipo de vestidos son perfectos! Puedes ponerle un cinturón delgadito (NUNCA grueso) para que marque tu cintura. En cuanto a la altura que debes llevarlo, para lo vestidos también aplica la misma regla de las faldas. Por otro lado, trata de buscar vestidos de un solo tono, preferiblemente oscuros. Si te gustan los estampados te recomendaría los Naif, que vienen pequeñitos y repetitivos, así no concentrarás la atención en una parte del cuerpo si no en toda su extensión. Así que cuarta regla de Oro:

" Usareis vestidos de siluetas envolventes preferiblemente en tonos oscuros (aunque no hay lío con los claro, todo es cuestión de actitud), con estampados pequeños y repetitivos." 




Reglas de Oro

"Jamás usareis ropa forrada al cuerpo, es decir, apretadísima."

"Usareis faldas de siluetas altas, ligeras, lisas y hasta la rodilla máximo." 

"No usareis pantalones bota tubo, skinny jeans, jeans muy decolorados o pantalones blancos, ni pantalones de rayas horizontales."

"Jamas usareis camisas o blusas con cuello redondo o drapeado." 

" Usareis vestidos de siluetas envolventes preferiblemente en tonos oscuros (aunque no hay lío con los claro, todo es cuestión de actitud), con estampados pequeños y repetitivos." 



Si quieres más tips o tienes alguna propuesta para nuestro próximo post, recuerda dejarnos un comentario aquí abajito. 

¡Un abrazo apretao y un beso Vitryactivo! 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por acompañarnos! Tus comentarios son muy importantes para nosotros.